Te Cortaría en Mil Pedazos : relatos, historias propias. Resucitandote en cada historia. | Weblog de Cristian Sena

Esta tarde aproximadamente a las 17:45 o un poco menos, de la emoción no preste atención a la hora, recibí una carta de Norma Wallis una ex novia de mi adolescencia, de mis 22 años dorados, yo con Norma conviví 3 años desenfrenados, época hippie, de sueños, promesas y deseos. En el año 1974, acá en Argentina estaba todo bastante agitado, es por eso que decidimos dejar la ciudad y márchanos a las sierras, era algo que veníamos prometiéndonos hace mucho tiempo, nuestra vida fue hermosa, fue tan lindo que siempre supimos que esto algún día se iba acabar será por eso que esa época en mi vida fue la mejor y la recuerdo tanto, comencé a leer la carta y me emociono muchísimo, hasta las lagrimas, la carta decía así:

“Joaquín:
Nose si me recordaras como yo te recuerdo, ya pasaron más de 20 años, pero te escribí a partir de un libro tuyo, ¿te acordas que vos me decías que algún día serias un escritor “famoso”?. Entre tantos amaneceres que me dedicaste, canciones que si ahora cierro los ojos todavía las puedo escuchar, esas son cosas que nunca las voy a olvidar...” –hasta ese momento no imaginaba que Norma sería, es que con el tiempo uno conoce mucha gente.
“...Te adjunte una foto, yo te conozco sé que en este momento estarás buscándola para saber quien soy, sos tan desmemoriado, una de las pocas personas a las que les creía si me decía “me olvide”, eras un buen hombre, supongo que también lo serás ahora, te cuento que al final soy madre y que se llama “Lucia”, sí, le puse Lucia como a vos te gustaba, de tanto que me hablaste comenzó a gustarme ese nombre, recuerdo que siempre me comentabas con tanto entusiasmo que si algún día teníamos una nena se llamaría Lucia, pues así se llama.
El padre es un buen hombre, unos tres años más grande que yo, es de acá de las sierras lo conocí 10 años después de que vos te fuiste a buscar esa vida de cantante y escritor. Te comento que acá tu libro esta en oferta a $7,90 nose si serás tan buen escritor o fue mala suerte, tu nombre en la portada fue lo que me llamo la atención y lo compre, sin saber de que se trata, recién leí un par de paginas, con más tiempo prometo terminarlo, me gusto la trama, aunque siempre me gusto como escribís más allá de tu locura y fantasía.
Saliste muy lindo en la foto de la contratapa, aunque estás un poco más viejo, apenas, no te alarmes ni me insultes, no quiero crear un complejo de vejez. Te comento que yo también estoy un poco vieja, pero bueno son cosas de la vida.
Lucia tiene 10 años, sabías que a veces le leo algunos de tus escritos, siempre me pregunta lo mismo “pero mamá, ¿estas historias a quien se las escribía, acá en el campo vivía mucha gente, antes?” yo sonrió, cuando sea más grande le diré que fueron dirigidas a mi, se que me va a preguntar “¿Por qué se fue, si te quería tanto?” no quiero meterle en la cabeza que el amor es hermoso pero asimismo es doloroso, quiero que aprenda sola, y si algún día otro hombre la deja por sus sueños ella sabrá entenderlo o por lo menos tendrá mi ejemplo, es bueno que sepa que el amor además de estar en la cama, también es dejar volar a la otra persona, aunque duela, el amor es así.
Todas estas cosas con el tiempo las aprendí de vos, y ahora puedo entenderte Joaquín y esta carta no es más que para agradecerte, no sabes lo que crecí después de que vos te fuiste, no te confundas, no son reproches, ni mucho menos al contrario, esta carta la escribe mi corazón, sin ese libro jamás podría haber sacado tu correo postal, son “accidentes felices de la vida” como decías vos cuando algo bueno te pasaba.
Ahora entiendo todo, y aunque me costo darme cuenta sé que en realidad vos me amaste a tu manera y no querías lastimarme más, te fuiste en busca de ese sueño, que como vos bien me dijiste esa noche con los bolsos y las lagrimas en los ojos “te amo, pero tengo que marchar, mi vida esta allá, voy en busca de mi sueño, pero volveré, por que te amo, volveré a vos, nose de que forma reapareceré, tal vez ahora salgo y me muero, tal vez en el viaje me asesina algún puñete, no lo sé, pero de alguna forma volveré a vos”.
Y ahora estás acá en forma de libro, y es increíble, no se que más decirte, pero te agradezco con el alma, Lucía espera conocerte, por que le dije que yo conocía al que escribió este libro, no le dije que era el mismo que escribió esos escritos con el que ella cada noche sueña y me cuestiona cada línea, ella también esta aprendiendo de vos, aunque no lo puedas creer.”

Sin embargo escucho la voz de la dulce Norma todas mis noches, veo que sigue siendo el mismo ángel que fue siempre, no cambio, el único que cambio fui yo. Cuando me siento perdido en el mundo releo esta carta, ella no sabe que todavía es mi motor, mi inspiración.

6 Comentarios:

# Marcos dijo...

Archivado en: Los hombres también lloran

Nunca mejor archivado, no se como cai en tu blog, pero lei la carta de norma y en tantos puntos me senti tan identificado... y si, los hombres tambien lloramos.
Un placer leerte

# Clara Clayton dijo...

"es bueno que sepa que el amor además de estar en la cama, también es dejar volar a la otra persona, aunque duela, el amor es así"
No way, no podría, no.
Muchas frases, muchas cosas que dios mío. No se, me encantó la carta, cada día me gusta más leerte. Beso!

# Ana dijo...

Hola Cristian, soy Anita de Mendoza, hace mucho tiempo te leo, y realmente me encanta, esta historia ya la habia leido, es muy linda y me animo a ver antiguos escritos, anduve por historias propias y me detuve en una en particular "Eran otros tiempos"! casi me muero!! cuantos recuerdos, me compraban galletas manon para llevar al jardincito!! jajaj!!! me encanto las bombuchas los cassettes, que loco es verdad eran otros tiempos!...
Besos y Muchas Gracias por abrirnos esta ventana, a tantos pensamientos, reflexiones, recuerdos, a la imaginación... tanta realidad jode.

# Cristian dijo...

Marcos: Gracias por el comentario y la buena onda, un placer leer comentarios así, bienvenido.

Clara Clayton: Gracias por la buena onda, me alegro mucho Clara, por la fidelidad, la paciencia y los comentarios. Un saludo grande.

Ana: Gracias Ana, por el aguante, asique venis siguiendo el blog hace mucho tiempo, que alegria, que bueno que te animes a comentar. Sí, esa historia esta llena de nostalgia.
Un beso grande, suerte y más que suerte. Ciao.

# Anónimo dijo...

Me emociono, mucho la carta, solo puedo decir que me identifique, solo que nunca supe nada mas de ella, ni tampoco soy escritor, solo soy un hombre, que llora......

# A¥e*73 dijo...

Me gusta poner leer historia al azar porque me pasa esto de encontrar alguna q no habia leido. que lindo. que bueno es que ella haya entendido que el debia volar y que para el ella siga siendo su fuente de inspiracion.
Exitos
Abrazos

DEJAR UN COMENTARIO





Copyright 2005-2011 | Basado en K2 manoseado de arriba-abajo por mí.

Autor | Secciones | Contacto

cs